jueves, 30 de julio de 2015

Las 3P’s por Marcus Lemonis El Socio o (The Profit)


Solucionar problemas es la meta de todo negocio, por eso, Marcus adoptó un enfoque muy práctico y fácil de entender. Todo negocio se divide en tres partes: Personas, Proceso y Producto. Hoy, como parte de este post voy a explicarte en que consiste cada etapa.
Definiendo las 3P’s

Personas – ningún negocio puede ni podrá sobrevivir sin personas, las personas son las que hacen que el negocio se mueva. La persona correcta en el puesto correcto hace que el negocio funcione y sea rentable, la persona incorrecta por el contrario hace que el negocio pierda dinero. Si tus colaboradores no te están haciendo la vida más sencilla es porque algo está fallando.

A continuación una serie de claves para determinar qué puntos tener en cuenta para formar el mejor personal.
Tips:
  • Contrata la persona correcta para el puesto correcto.
  • Capacita o entrena a las personas frecuentemente (eso hará que desarrollen una experticia en una labor determinada y repercutirá positivamente en el negocio).
  • Explícales que esperas de ellas como nuevos colaboradores.
  • Observa cómo trabajan las personas para determinar la actitud y su eficiencia.
  • Pregúntales si se encuentran a gusto, encuentra la forma de que se sientan más felices en su trabajo.

Proceso – si las personas son importantes, todas las actividades que se desarrollan para llevar  acabo un objetivo común hacen parte del proceso. Para los negocios a gran escala, éste paso es crucial pero sigue siendo igual de importante para pequeños negocios. Si bien el proceso varía dependiendo de la industria, un proceso estandarizado garantiza una mayor eficiencia (reducción de tiempos y costos), uniformidad en el producto y un mayor volumen de producción.

En la etapa del proceso debes analizar la ejecución de la creación, entrega y venta de tu producto.
Tres preguntas que debes hacerte para ejecutar un buen proceso

  • ¿Entiendo la importancia de implementar un proceso en mi compañía?
  • ¿Existe alguna forma de simplificar el proceso sin perder la calidad del producto?
  • ¿La compañía tiene un proceso que pueda correr apropiadamente?

Producto – para que tu producto (bien o servicio) sea superior, debe contar con dos atributos. El primero, debe ser un excelente producto con potencial para liderar el mercado. Segundo, tu producto debe ser relevante, y con relevante me refiero a que tu producto tenga demanda hoy y siempre, que no caiga en la categoría de ser un producto pasajero o de moda. Tu producto debe encontrar un mercado donde exista una continua demanda.

Hazte las siguientes preguntas:
  • ¿Crees en el producto que vendes a tus clientes?
  • ¿Tus clientes confían en el producto que provee tu negocio?
Entrevista tomado del periódico de Colombia EL TIEMPO:

¿Qué debería hacer una persona que ha sido empleada de una compañía toda su vida para lograr convertirse en un empresario exitoso?

Yo creo que para que un individuo se llame empresario tiene que haber trabajado para otra persona para lograr entender qué se siente al ser el responsable ante otra gente.
Se debe saber qué se siente al tener el riesgo de ser despedido, a trabajar con la gente que no le gusta trabajar y entender la importancia del trabajo en equipo. Entonces yo pienso que para ser un empresario debe de haber hecho todo esto antes. Para poder de ser un empresario exitoso después de trabajar para alguien durante varios años, lo que tiene que hacer es nunca olvidarse de lo que se siente cuando uno puede ser despedido, para que cuando esté con su equipo lo tenga presente y lo aplique al transmitir los mensajes.
También la importancia de la capacitación de la gente, ser transparente y ser un buen líder. Haga todo esto para que cuando mire atrás no sienta “wow realmente odiaba a ese jefe y ahora soy igual que él”.

¿Cómo identifica si una idea rentable y que hace para fomentarla?

Bueno, yo creo que una idea rentable es una idea que tiene aceptación universal y que no se siente como si fuera el último aparato o una moda pasajera.
Es algo que se puede ver y pensar para uno mismo, ¿este producto tendrá relevancia dentro de cinco años o alguna versión de él aún tendrá relevancia? A mi típicamente me gusta invertir en cosas en las que siento que tienen lo que yo llamo ‘poder de permanencia’, que estarán aquí hoy y estarán mañana, quizás en una forma o manera diferente.
Entonces así sea el negocio del automóvil, la empresa alimenticia, el negocio de la ropa o el negocio de corte de cabello, esas son cosas que no van a desaparecer. Por lo general me quedo lejos de las cosas que se sienten como el mejor y más nuevo, porque quiero invertir en negocios de largo plazo. Yo no soy un vendedor de empresas, soy el titular de los negocios. Y cuando hago esa inversión, mi plan es aferrarme a ellas lo que más pueda.
Es por esto que necesitan tener poder de permanencia. Yo siempre animo a la gente a invertir en cosas que están aquí en el pasado, están aquí hoy y que van a estar aquí mañana. Así es como identifico algo que es rentable.

¿Cómo selecciona los socios para hacer negocios y existe un número ideal de estos?

Soy un gran creyente de que tener socios en un negocio es la clave del éxito, porque se tienen múltiples personalidades, dando varias ideas, con diferentes niveles de experiencia.

No creo que debería haber un número máximo de socios de trabajo, siempre y cuando cada uno de los socios de trabajo esté trayendo algo a la mesa, además de dinero. Ellos traen una red de contactos o un cierto nivel de experiencia o conocimiento, que no puede ser adquirido en ningún otro lugar.
Al principio normalmente identifico aquellas personas basándome únicamente en su carácter, su experiencia y conocimientos vienen en segundo lugar, con una distinción muy importante en el carácter.

¿Le gustaría invertir en ideas y nuevas compañías en Colombia?

Estoy abierto a invertir en ideas de cualquier país, con tal de que me guste la gente que está detrás del concepto y que yo sienta que el producto tiene cierta relevancia en el mercado, pero lo más importante es que yo pueda efectuar un cambio.
La pregunta más difícil que me debo hacer es: ¿Puedo realmente ser impactante y agregar valor? Si puedo escribir un cheque, si puedo dar ideas, pero quiero ser capaz de agregar valor a largo plazo. Por eso, cuando se trata de invertir fuera de mi mercado principal realmente quiero asegurarme de que puedo agregar valor.

¿Cuáles son sus cinco mejores consejos para empezar un negocio nuevo y exitoso?

1. Entender cuál es la razón, ante todo, para comenzar el negocio y por qué lo estás haciendo.
2. Ser honesto consigo mismo acerca de sus habilidades para ser un líder efectivo y, al hacer eso, determinar quién necesita estar a tu lado para ser exitoso. No se puede ser bueno en todo. Se debe ser capaz de reconocer eso y rodearse de personas que llenan esos vacíos.
3. Tener un plan y asegurarse de que el plan es realista y no demasiado optimista. Y tal vez, incluso ser un poco pesimista para estar preparado para las dificultades.
4. Asegurarse de que se tiene la cantidad adecuada de capital de trabajo no solo para empezar el negocio, sino para también invertir en su crecimiento. Tener la cantidad adecuada de capital de trabajo en efectivo para mantener su deuda mínima. También se debe evitar hacerles préstamos de dinero a familiares y amigos a menos de que este sea el último recurso.
5. Saber cuándo una buena idea se ha convertido en una mala idea, saber cuándo cortar sus pérdidas y poder seguir adelante.

Fraces Celebres de  Marcus:


1. "Si inviertes en buen personal, un buen producto y un buen proceso seguramente vas a hacer dinero". Marcus Lemonis.

2. "Usted puede olvidarse de la felicidad del cliente si los empleados no están contentos". Marcus Lemonis.

3. "Las empresas no son solamente acerca de los números, también están relacionados con la naturaleza de las personas". Marcus Lemonis.

4. "La definición de empresario es trabajar duro y ser arriesgado".  Marcus Lemonis.

5. "El cambio es difícil, pero si se aferran a la gente equivocada es mucho más difícil". Marcus Lemonis

6. "La eficiencia significa excedente, el excedente significa ganancias".  Marcus Lemonis

7. "Cuando usted hace una sociedad con alguien está haciendo un compromiso financiero, emocional y moral". Marcus Lemonis.

8. "Si ellos no son las personas adecuadas para el trabajo, tienes que hacer cambios". Marcus Lemonis

9. "Para mí, el sueño de los negocios en cualquier país, sin importar donde se encuentre es poder  ser el propietario de un negocio, pagar sus cuentas a tiempo, proporcionarle un techo a su familia, educar a sus hijos, emplear personas y pagar a tiempo, proporcionando un buen producto o servicio para la comunidad que lo rodea y lo últimos sería hacer  dinero. Si alguna de esas cosas se desequilibra entonces la fórmula no funcionará".  Marcus Lemonis.

10. "Un propietario no va a entender un negocio completamente a menos que consigan sus manos "sucias" trabajando desde el peldaño más bajo de la empresa hasta lo más alto". Marcus Lemonis.

11. "Si no amas lo que haces, entonces, no deberías hacerlo".  Marcus Lemonis.

12. "No hay tiempo para el drama en los negocios".   Marcus Lemonis.

visto en : beaconstock y emprendovenezuela


jueves, 23 de enero de 2014

Haz al reclutador las 5 preguntas de oro



En una entrevista de trabajo se pueden cometer varios errores como ser impuntual, desconocer a la empresa o excederse en información. Los candidatos, en general, desconocen cuál de todas esas malas conductas pesa más al momento de decidir si la persona continua o no en el proceso de reclutamiento, advierten especialistas.
Si te preguntaran ¿cuál de los siguientes aspectos es imperdonable para el entrevistador?... ¿qué elegirías?
1. Mala apariencia física.
2. Poner énfasis en el salario.
3. Fallar en mirar al reclutador mientras entrevista.
4. No hacer preguntas cuando lo solicitan.
5. Llegar tarde al encuentro.

La respuesta es la número cuatro. De acuerdo con una encuesta aplicada a 150 reclutadores en Estados Unidos, por el autor del libro 301 Best Questions To Ask on Your Interview (Las 301 mejores preguntas que hacer en tu entrevista), John Kador, las personas que no preguntan generan desconfianza.

Es cierto que no sólo las preguntas efectivas garantizan un trabajo, pero sí marcan la diferencia entre uno y otro candidato, porque denotan interés y preparación por parte del empleado, señala la psicóloga con experiencia en reclutamiento laboral, Elsa Noriega.

"Aunque el trabajo sea escaso, sorprende ver que la gente descuida sus entrevistas y cuando le dices la famosa frase: ¿tiene alguna pregunta?, contestan: ‘ninguna, todo está claro, las dudas surgen al estar en el puesto'. O, peor, preguntan cuál es el giro de la compañía o sobre horarios y salarios", ejemplifica Noriega.

La psicóloga relata que en algunos casos las personas garantizan experiencia en la industria y conocimiento del puesto, pero desaprovechan su oportunidad de brillar con cuestionamientos ‘triviales', como ¿cuál es el sueldo estimado para la vacante?
Lo que ayuda a destacar es enfocarse en preguntas que resalten habilidades, demuestren comprensión de los retos del empleador, responsabilidad, confianza y proactividad, cita Andrew Sobel, autor del libro Power Questions: Build Relationships, Win New Business, Influence Others (Preguntas poderosas: Construir relaciones, Ganar nuevos negocios e Influir en otros).

"Las preguntas bien trabajadas son la mejor forma de evidenciar conocimiento de la organización y que tu presencia ayudará a cumplir una necesidad", afirma Elsa Noriega.
Estos cinco cuestionamientos permiten obtener más datos sobre las expectativas que se tienen del candidato y la cultura en ese lugar de trabajo, de acuerdo con la psicóloga laboral y la obra de Sobel.

Toma nota:
1. ¿Cuáles son los retos inmediatos de este puesto, qué es lo más importante a cubrir en los primeros tres meses de trabajo?
¿Qué conseguirás? La respuesta te dará un panorama de cuáles son las prioridades y urgencias a resolver en las primeras semanas laborales. También puede ser un termómetro para medir el ambiente y la forma de organización que prevalece en la empresa, por ejemplo, si acostumbran los ‘bomberazos' o cuentan con un programa de trabajo estructurado, y cuál es la relación entre diversas áreas. 

2. Por la información que conozco de ustedes, sé que tienen en mente cambios (citar un ejemplo). Pregunta: ¿cuáles son las tareas o proyectos con potencial de crecimiento y áreas de oportunidad?
¿Qué conseguirás? En el afán de mostrar interés por los planes del negocio, piensa en una sugerencia o solución que puede adoptar el grupo y represente un valor agregado de tu parte. Lo importante es demostrar que sabes de lo que hablas, pero cuidado en revelar información confidencial o una estrategia completa, ¡aún no estás contratado!

3. Sé que este puesto representa un crecimiento en mi carrera. Pregunta: ¿cuál es el aspecto más gratificante de trabajar aquí?
¿Qué conseguirás? Este planteamiento podría sonar ‘intrusivo', pero ayuda a obtener información sobre el clima laboral, la forma en que concilian el equilibrio trabajo- familia (si es que lo hacen), las compensaciones que se dan a los empleados, entre otros datos. Noriega explica que las empresas "disfrutan" hablar sobre sí mismas y el trabajo que realizan, por eso, preguntas de este tipo permiten un "flash" de cómo será la vida laboral en esa oficina.

4. ¿Quisiera saber sobre sus planes de carrera, manejan este tema con sus empleados?
¿Qué conseguirás? Los datos que el reclutador revele te ayudarán a visualizar tu futuro en ese trabajo, al ser contratado. A nadie le gusta la idea de quedar atrapado (a) en un puesto por años, sin posibilidad de avance. En la entrevista tienes minutos ‘valiosos' para identificar si es un lugar con políticas de crecimiento profesional.
No tengas miedo de ‘soltar' conceptos, como ¿dan alguna capacitación?, ¿apoyan al empleado que desea estudiar?, ¿se puede proponer entrenamientos? Esto genera una imagen de proactividad de tu parte. "Muchas personas se quejan de nunca recibir entrenamiento, pero eso es algo que puede detectarse desde el primer acercamiento con el reclutador, no debería ser una sorpresa más adelante", expresa Noriega.

5. ¿De qué manera se evalúa el desempeño de los empleados?
¿Qué conseguirás? Esta pregunta no se reduce a entender ¿por qué me premiarán o descalificarán como empleado?, tiene otro ‘trasfondo', y eso es conocer cuáles criterios utiliza la organización, por ejemplo, para un esquema de compensaciones y desarrollo profesional.
También ayuda a identificar qué parte de esa calificación dependerá sólo de ti y cuánto de tu labor con otras áreas. Actualmente, algunas empresas promueven el concepto de "empleados de alto rendimiento", que consiste en dar un rendimiento superior en tus funciones. Averigua ese tipo de aspectos: ¿cómo califica esa organización el máximo potencial?, ¿qué papel jugará en tu evaluación el que seas proactivo para promover sus valores?
Sobel señala que no es necesario esperar al final de la entrevista para ‘lanzar' estas preguntas. Estos indicadores se pueden comentar a lo largo de la charla, en especial si están relacionados con alguna información que exponga el reclutador.

martes, 21 de enero de 2014

Consejos para hablar sobre su mayor debilidad en una entrevista de trabajo



“¿Cuál es su mayor debilidad?” es una pregunta comúnmente formulada durante una entrevista laboral. Tómelo como una oportunidad para hablar sobre cómo ha lidiado con esa flaqueza y converse sobre aquellas debilidades que convirtió en fortalezas en los últimos años.

Usted está sentado frente al reclutador, las cosas marchan bien durante la entrevista, habla acerca de sus atributos, habilidades y fortalezas, de pronto su interlocutor le lanza la temida pregunta: ¿Cuál es su mayor debilidad?

Aunque parezca una pregunta inocente, tiene el potencial de exponer rápidamente un gran defecto. Los directores de recursos humanos están buscando ejemplos de cómo una persona se enfrenta a los obstáculos del pasado, cómo lidia con el fracaso y qué pasos ha dado para solucionarlo.

Las entrevistas de trabajo sirven para desechar a los malos candidatos, pero también para encontrar al postulante ideal. Las preguntas complicadas o comprometedoras son decisivas, sepa cómo afrontarlas siguiendo los siguientes tips recomendados por Forbes:

Conozca sus debilidades

Para conversar sobre sus debilidades en una entrevista de trabajo, en primera línea -por supuesto-, debe conocer a cabalidad cuáles son. Si no está seguro sobre cuál es su mayor debilidad, es bastante probable que no tenga en claro cuáles son sus puntos fuertes. De ser así, realice una suerte de auto-evaluación. Conozca su personalidad y su valor en la oficina no será cuestionado.

Sea honesto, pero no mencione las debilidades esenciales

La mejor respuesta a esa incómoda pregunta radica en una respuesta sincera. Es poco probable que sea contratado por aquello que no sabe hacer. Sea honesto al mencionar sus debilidades pero no hable sobre aquellas que puedan arruinar sus posibilidades de conseguir ese puesto de trabajo. Por esta razón, investigue qué perfil se está buscando e intente encajar en él.

Hable acerca de cómo ha lidiado con esa debilidad

Esté preparado para compartir un ejemplo respecto a un fracaso anterior, o para hablar sobre una debilidad que se ha convertido en una fortaleza. Por ejemplo, si anteriormente una de sus debilidades estaba relacionada con la impuntualidad, puede comentar cómo cambio esa actitud a raíz de una conversación que sostuvo con su anterior jefe, quien le hizo comprender cómo afecta la puntualidad a su marca personal. No converse sobre debilidades en las que aún está trabajando para mejorar.

No prepare una respuesta exacta

Por supuesto, usted quiere estar preparado y deseará saber cómo responder preguntas complicadas. Antes de asistir a una entrevista, piense en sus puntos débiles, pero no ensaye una respuesta. Caso contrario, será vista como una persona poco auténtica.

Solo discuta debilidades relacionadas con el trabajo

El reclutador espera que el entrevistado hable sobre sus debilidades en el lugar de trabajo y cómo las ha superado. Por esta razón, no cuente cuáles son sus debilidades personales. Se considera inadecuado trasladar los problemas personales al mundo de los negocios. La empresa no contratará a alguien con dificultades para separar ambos aspectos.

No diga que es un perfeccionista o trabaja demasiado duro

Respuestas comunes como: “Soy un perfeccionista” o “trabajo tan duro que no descanso”, contrariamente a lo que usted pueda considerar, no lo beneficiará en absoluto.
Use la pregunta en torno a su mayor debilidad como una oportunidad para compartir la forma en que ha superado un reto profesional y cómo ahora está mejor debido a él.

domingo, 3 de noviembre de 2013

La promoción y la publicidad 3.6

Campaña de publicidad

La promoción y la publicidad 3.5

Toda la verdad sobre la publicidad

La promoción y la publicidad 3.4



Publicidad y Propaganda

Todos los días, en los distintos ámbitos en que nos desenvolvemos, estamos expuestos a mensajes publicitarios, como se evidencia en el artículo ¿qué tengo que ver yo con la publicidad?
Ahora bien, técnicamente, deberíamos llamar al conjunto de mensajes que recibimos (spots televisivos, anuncios en revistas, cupones, cartas de venta, patrocinio de actividades, llamadas de telemarketing, correos electrónicos, productos de obsequio, catálogos, etc) comunicaciones de mercadotecnia. Entre todas las herramientas que tiene el marketing la publicidad es solamente una de ellas.
Según William Arens, “publicidad es una forma de comunicación no personal, estructurada y compuesta de información, por lo general pagada y de naturaleza persuasiva, sobre productos (bienes, servicios o ideas), por patrocinadores identificados a través de varios medios”.
Para Óscar Pedro Billourou, publicidad “es la técnica de comunicación múltiple que utiliza en forma paga medios de difusión para la obtención de objetivos comerciales predeterminados, a través de la formación, cambio o refuerzo de la actitud de las personas sometidas a su acción”.
Luis Bassat, en tanto, sostiene que “publicidad es… el arte de convencer consumidores”.
Además de analizar estas definiciones, es relevante, al comenzar a estudiar publicidad, aprender a diferenciarla de la propaganda. Este último término viene del latín “propagare” y significa propagar, es decir, que es tanto la acción como el efecto de dar a conocer algo con el fin de atraer adeptos o compradores.

¿Qué tengo que ver yo con la publicidad?

Seguramente, como persona del siglo XXI eres consciente en alguna medida de que la publicidad está presente en tu vida. Pero, para empezar, partamos de considerar en qué medida lo está.
La publicidad es, en el mundo contemporáneo, omnipresente, está en todas partes, como lo muestra este


Como consumidores, todos estamos expuestos a miles de anuncios por día, que nos llegan por los más diversos medios: televisión, radio, internet, diarios, revistas, carteles en la vía pública, avisadores, volantes y muchas otras formas. Pero, la gran pregunta que nos convoca es ¿de ese sinfín de mensajes, cuántos y sobre todo cuáles quedan en nuestra mente?
Publicitar un producto (sea un bien, una idea o un servicio) no es tan sencillo como anunciar que tiene algunos beneficios para los potenciales consumidores. Hay que saber qué beneficios destacar, cómo trasmitirlos, dónde difundir esos mensajes para que le lleguen a quienes realmente estarían interesados, tienen el poder de compra y están dispuestos a adquirirlos, y, por sobre todo, encontrar una manera creativa que sea eficiente y eficaz para que le presten atención y los convenza.
La creatividad debe ser por lo tanto uno de nuestros primeros pasos. Haciendo más de lo mismo, no tendremos nuevos resultados.
Veamos algunos ejemplos de ideas creativas, que logran vencer esa barrera de la saturación de mensajes, y por lo tanto llaman nuestra atención y producen reacciones en este 


Y ¿qué es la publicidad? Se ha definido como el arte de vender, el arte de convencer consumidores. Tiene mucho de arte, sí, de creatividad, de inspiración, y, como todas los emprendimientos exitosos de cualquier tipo, esa inspiración cubre el 1% del trabajo publicitario, dejando el otro 99%… ¡a la transpiración!
Detrás de cada anuncio de esos miles que nos llegan cotidianamente, hay muchísimos estudios de distintas disciplinas, que abarcan desde la psicoloogía y la sociología, a la estadística que se lleva sobre las ventas, estudios de audiencia, diseño, y hasta ¡neuromarketing!, dentro de una gama de actividades especializadas en conocer cada vez mejor a los consumidores, para encontrar formas cada vez más eficientes y eficaces de conseguir captar su atención, en primer término, y luego su preferencia.
Pues bien: qué palabras usar, cómo llamar la atención, cómo convencer de que nos compren, y cómo hacer, sobre todo, que luego, vuelvan a elegirnos… Es momento de comenzar a desarrollar nuestra faceta creativa, que nos permitirá ir encontrando el canal para que, una vez que los estudios correspondientes nos informen quién es nuestro target (público objetivo: el blanco en el que debe dar nuestro mensaje) encontremos formas originales de captar su atención.
Para iniciarte en las técnicas creativas, he aquí un sitio al que recurriremos a menudo 

Publicidad: ¿para qué?

Toda pieza publicitaria debe cumplir objetivos genéricos, que (según Kotler) son los de Informar, el cual se cuida especialmente si se trata del lanzamiento de un producto, para crear demanda primaria.
Persuadir, para lograr, en la competencia por un nicho de mercado, que los consumidores prefieran nuestra marca.
Recordar, sobre todo cuando el producto se encuentra en su etapa de vida de madurez, para mantenerlo en la short list de sus preferencias.
Pero, además, hay objetivos específicos a cumplir según el momento y la intención con la cual se encare una campaña., que, según Stanton, Etzel y Walker, autores del libro “Fundamentos de Marketing”, son:
Respaldo a las ventas personales: El objetivo es facilitar el trabajo de la fuerza de ventas dando a conocer a los clientes potenciales la compañía y los productos que presentan los vendedores.
Mejorar las relaciones con los distribuidores: El objetivo es satisfacer a los canales mayoristas y/o minoristas al apoyarlos con la publicidad.
Introducir un producto nuevo: El objetivo es informar a los consumidores acerca de los nuevos productos o de las extensiones de línea.
Expandir el uso de un producto: El objetivo puede ser alguno de los siguientes: 1) extender la temporada de un producto, 2) aumentar la frecuencia de reemplazo o 3) incrementar la variedad de usos del producto.
Contrarrestar la sustitución: El objetivo es reforzar las decisiones de los clientes actuales y reducir la probabilidad de que opten por otras marcas.
Fuente del resumen precedente: http://www.promonegocios.net/mercadotecnia/publicidad-objetivos.html
Veamos aquí algunos ejemplos, y de paso, ejercitémonos anotando qué objetivos generales y específicos se aprecian en cada pieza:
ANCEL
Nike
Ala baby
Internet en celulares
Un producto, por más exitoso que sea, y aunque haya trascendido las etapas previsibles más allá de lo imaginable, jamás prescinde de la publicidad. Veamos, finalmente, este